lunes, 16 de noviembre de 2015

Leído: El bar de las grandes esperanzas de JR Moehringer

JR Moehringer, El bar de las grandes esperanzas. Barcelona: Duomo, 2015. 464 p.

Ya sólo leyendo el título piensas en Charles Dickens y su obra Grandes esperanzas, y en cuanto empiezas a leer te das cuenta que la corazonada ha sido correcta, ya que el bar protagonista de la novela se llama Dickens.

Se trata de una novela larga sobre la vida de JR Moehringer, una autobiografía como dios manda (al menos esa es mi sensación). Primero explica su vida de niño, luego de joven y por último de adulto tomando como eje central el Dickens, el bar donde dice que aprende todo lo importante de la vida.

Es una novela que lee rápidamente y que tiene el aliciente que el narrador es muy hábil y sabe cómo engancharte a sus vivencias, donde predomina una familia atípica: una madre separada con problemas económicos y que quiere lo mejor para JR, un abuelo erudito que trata a la familia fatal, una abuela dependiente emocionalmente de un abuelo que la maltrata, unos tíos y unos primos cada uno con multitud de problemas tanto económicos como sentimentales.

Me ha gustado por qué escribe de una manera parecida a John Irving, y tiene en común el mismo tipo de personaje: hombre joven que descubre la vida, aunque aquí lo más importante sea el bar y las vivencias desarrolladas en él. Y entiendo el éxito que haya podido tener en EEUU, ya que es una obra muy americana.

---
J.R. creció con su madre, pues su padre los abandonó cuando J.R. no había pronunciado su primera palabra. Él, sin embargo, sabe quién es su padre: un DJ de Nueva York que tiene un programa de radio y cuya voz J.R. escucha con la oreja pegada al aparato. Hasta que un día la voz desaparece del aire y J.R. se queda sin nadie a quien escuchar. Encontrará refugio en el amor de su madre y en el Dickens, el bar de su barrio, un sitio donde poetas, policías, apostadores, soldados, boxeadores y estrellas de cine tienen una historia que contar. Allí, entre todas esas voces que lo cautivan como en un sueño, J.R. podrá darle voz a su propio destino y podrá forjarse, también, una identidad. Conmovedor y emocionante, firmado por un premio Pulitzer, El bar de las grandes esperanzas es un libro hermoso que puede leerse como una novela de aprendizaje o como una historia apasionadamente sincera y real.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada