viernes, 4 de diciembre de 2015

Leído: El laberinto azul de Douglas Preston y Lincoln Child

Douglas Preston, Lincoln Child, El laberinto azul. Barcelona: Plaza & Janes, 2015. 512 p.

Una nueva aventura de Pendergast, la 14ª, el detective estrella del FBI, que con su talento especial consigue resolver casos, en que en muchas ocasiones está involucrado personalmente. En esta nueva entrega aparece su hijo Alban, que parece asesinado, aunque yo no creo que haya muerto, creo que ha suplantado la personalidad de su hermano Tristam, y a partir de aquí averiguar quien lo ha hecho y por qué. Vuelven a aparecer los personajes habituales: como el detective Vicent d'Agosta, Margo Green y Constance Greene, y la acción se vuelve a situar en el Museo de Ciencias Naturales de New York.
Ha sido una lectura muy entretenida y que me ha gustado mucho, ya que disfruto muchisimo con las historias de Pendergast, en esta ocasión más humano que nunca y a punto de morir.

--
En la decimocuarta entrega de la serie del inspector Pendergast, la siniestra sombra de una venganza ancestral amenaza la vida del agente del FBI.A las nueve y veinte de la noche llaman al timbre de la residencia neoyorquina del agente especial Aloysius Pendergast y la fiel Constance Greene acude a abrir. En el umbral ap arece Alban, el hijo de Pendergast, cuyo cuerpo atado con cuerdas gruesas cae estrepitosamente al suelo. Está muerto. Su padre sale a la calle y persigue sin éxito a un sospechoso coche negro. Un informe dictaminará más tarde que el cadáver no presentaba signos de violencia, ni restos de alcohol o drogas. A Alban le partieron el cuello en un crimen planeado al detalle e impecablemente ejecutado, obra de profesionales.Al día siguiente el teniente Peter Angler, encargado del caso, habla con el padre de la víctima y su actitud le desconcierta. Pendergast le informa de que apenas tenía relación con su hijo, se declara incapaz de especular sobre las causas del crimen y aparentemente no tiene interés en cooperar con la investigación policial. Pero, en cuanto llega a casa, Pendergast accede a la base de datos de homicidios no resueltos y localiza los resultados de ADN del llamado Asesino de los Hoteles, cuya brutalidad mantuvo en vilo a Manhattan...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada